Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Lo posible aunque difícil. Sobre el 19 de septiembre

Desde 1985, en la ciudad de México, cada 19 de septiembre era una fecha que traía consigo el recuerdo de una catástrofe. Aquel fatídico día ocurrió un terremoto que sacudió la cotidianidad de los citadinos. Muchos edificios de la zona del centro de la ciudad se cayeron y, por esa misma razón, hubo una enorme cantidad de muertes y otro tanto, o más, de heridos. Fue una tragedia envuelta en polvo y aroma a muerte. Sin embargo, en aquella desgracia también floreció la solidaridad: la valentía de hombres y mujeres que tomaron pico y pala, cascos y botas para quitar escombros, abrir resquicios y salvar a quienes hubiesen quedado atrapados entre las ruinas. Hubo, además del infortunio, esperanza.
Desde aquel 19 de septiembre de 1985, y durante treinta y dos años, se conmemoraba aquella tragedia mediante el ejercicio de un simulacro colectivo, con el ánimo de fomentar la cultura de la prevención, de la cautela y de la reacción ante el riesgo de una catástrofe como la vivida en dicha fecha. Po…

Entradas más recientes

Reivindicar el interior en tiempos del sinsentido del mundo

Quién-sabe-dónde

Y cuando desperté, el dinosaurio volvió a estar ahí

Citas al cuadrado

La in-defensa filosofía ante la educación

Adiós a Sánchez Vázquez

Porque se puede

Estar hasta la madre, como Sicilia

Sin principios ni razón: posmodernos

Decir demasiado